¿Cuál es el mejor colchón para descansar a diario? Consejos de compra

¿Cuál es el mejor colchón para descansar? 9 cosas que hay que tener en cuenta

¿Cuál es el mejor colchón para descansar? 9 cosas que hay que tener en cuenta

Cuál es el mejor colchón para descansar

El descanso es imprescindible para reponer fuerzas con un sueño reparador y así mantener nuestra salud física y mental. Para que éste sea completo y eficaz, es necesario contar con una serie de variables: la comodidad, el ambiente, y una base adecuada. Otro de los factores que se debe tener en cuenta es cuál es el mejor colchón para descansar bien.

Hace años que quedaron atrás el colchón de lana, a la inglesa, que era como denominaban nuestros abuelos a un tipo de colchón fabricado con el interior de lana. Esta lana estaba compartimentada por unas cintas, que hacían que el relleno no cambiara tanto de lugar. Pero también estaban aquellos sin cintas, que las abuelas sacudían y ahuecaban constantemente. En este entonces no existía una variedad que pudiera responder a la pregunta de cuáles son los mejores colchones para dormir mejor.

¿Qué debe tener un colchón para poder descansar bien?

Hoy en día, existe tanta variedad, que a la hora de cambiar tu colchón se plantea un enorme dilema. Y es que acertar ante tantas posibilidades como nos ofrece el mercado no es fácil. Y con ello, el proceso de encontrar el mejor colchón para dormir entre tanta oferta.

Por eso, en Colchón Morfeo te vamos a explicar todas las posibilidades y características de los diferentes tipos de colchones. Para que, a la vista de tus necesidades, realmente sepas qué tipo de colchón comprar, dependiendo de tus gustos particulares.

El mejor colchón del mundo, es aquel que se adapta a todos los factores personales de la forma más correcta. Tales como el peso, las posturas, o temperatura, entre otros. Ofreciendo una adecuada resistencia al paso del tiempo, siempre bajo características de un trato correcto.

Una buena forma de saber cuál es el mejor colchón para descansar, es preguntarte cómo te gusta dormir.

descanso en profundidad gracias a los colchones morfeo

¿Cómo saber cuál es el mejor colchón para descansar? Requisitos

A la hora de escoger el mejor colchón se deben tener en cuenta una serie de requisitos:

1. Según tu forma de dormir

  • Si te gusta dormir normalmente sobre la espalda y boca arriba, los colchones recomendados son aquellos que poseen cierta dureza.
  • Si por el contrario, tienes la costumbre de dormir de lado o en posición fetal, necesitarás menor dureza. En lugar de elegir colchones firmes, para que los hombros queden adaptados en una posición cómoda que induzca al sueño.

2. Dependiendo del peso

  • En función de tu peso, necesitarás un buen colchón que reúna unas determinadas características de firmeza. De tal forma que si tienes sobrepeso, debes elegir aquel colchón no te produzca sensación de atrapamiento, a la hora de dormir. Y además, que se recupere después de su uso cada día.
  • Si tu peso es ligero, necesitarás uno de esos colchones blandos, que se adapten mejor a tu espalda y resto de cuerpo.

3. Si te mueves mucho al dormir

  • Para las personas que se mueven mucho durante la noche, es más recomendable comprar un colchón duro.
  • Cuánto más blando sea el colchón más esfuerzo hace falta para girarse, al quedar encajado en él, con lo que no se conseguirá un descanso completo.

4. Tipos de colchones

El material con el que se confeccionan los distintos tipos de colchones, también es muy importante. Sobre todo, a la hora de contar con las adecuadas necesidades de transpiración. Debe tenerse en cuenta el clima habitual del lugar en el que vives, y tu tendencia a sudar.

  • En éste sentido, existen clases de colchones como los de espuma y los de látex, no son demasiado recomendables para personas muy calurosas o que sudan con facilidad.
  • En ese caso, se deben elegir colchones de muelles que son más frescos y facilitan más la circulación del aire de forma natural.

5. El mejor colchón para descansar en pareja

  • Cuándo se duerme en pareja, para evitar sentir los movimientos que realiza cada persona y la diferencia de pesos, se puede utilizar un colchón con sistema normablock.  Este sistema contiene refuerzos centrales que amortiguan las diferentes presiones sobre la superficie.
  • Otra opción es escoger modelos de colchones unidos de las mismas dimensiones. De esta forma, cada uno de ellos se elegirá según disponga de las propiedades más adecuadas para cada una de las personas.

6. El grosor del colchón

  • En cuanto al grosor, lo mejor en colchones es optar por modelos con grosor superior a 20 cm. de alto, porque con ellos se consigue una mayor durabilidad del colchón, al contar con un mayor número de capas, teniendo en cuenta que tras una buena elección querrás que tu colchón dure el mayor tiempo posible.

7. La base para el colchón

  • Cuando la base es articulada, hay que elegir colchones especiales suficientemente flexibles para doblar y adaptarse a los cambios de posición de ésta, por lo que inevitablemente hay que adquirir un colchón de látex, o de espuma.

8. En función de las capas

  • El mejor colchón para descansar es aquel que presenta una altura óptima. Un buen colchón suele contar con unas 5 capas de materiales. Nuestros colchones Morfeo, cuentan con 7 capas de materiales de primerísima calidad que aseguran el mejor descanso.

 

firmeza del colchón

9. ¿Cuáles son los mejores colchones para descansar en función de su material?

– Colchones de muelles

Destacan tres tipos: los muelles continuos, muelles embolsados y muelles independientes. Los colchones de muelles continuos tienen un entramado a partir de un hilo metálico único, que está recubierto por diferentes capas de tejido.

Los de muelles bicónicos, están formados por múltiples muelles independientes enfundados. Siendo más estrechos en el centro y suelen estar recubiertos por diferentes materiales, que les conceden prestaciones parecidas a las que ofrece el látex y la espuma. En cuanto al precio, los colchones de muelles continuos suelen ser más económicos que los de muelles embolsados.

– Colchones de látex.

Fabricados a partir de caucho mezclado con otros materiales. Disponen de un núcleo perforado, que permite la transpiración. Se pueden encontrar modelos de látex natural y látex sintético. Este tipo de material presenta un soporte firme.

Permiten la adaptación del contorno corporal con distribución según la presión y el peso, por lo que resultan adecuados para personas con mucha movilidad en la cama. Y a la hora de elegir colchones de matrimonio. También son ideales para personas que tengan alergia al polvo y los ácaros. Pero no son adecuados para alérgicos a éste tipo de material. Frente al frío resultan eficaces por su capacidad de guardar el calor.

Los inconvenientes que encontramos: el peso del colchón, que lo hace poco manejable; la transpiración, puede generar humedad; y su precio, ya que es mucho más elevado que un colchón de muelles o espuma.

– Colchón Viscoelástico.

Este material se utiliza principalmente en el acolchado. Ya que, permite una perfecta adaptación del cuerpo, sin que se genere la sensación de estar atrapado dentro de los colchones. También se elimina la sensación de incomodidad y tensión en puntos corporales sobresalientes, como los hombros y caderas cuando estamos en posición lateral.

Elimina los sonidos y movimientos del colchón de matrimonio, para conseguir el mejor descanso. En éste tipo de colchones es muy importante la densidad. Cuanto mayor sea, ofrecerá mejores prestaciones para el descanso, el confort y la duración. Siendo de alta densidad cuando sobrepasa los 50 kg por metro cúbico, y la más baja cuando ronda los 20 kg por metro cúbico.

El material viscoelástico se adapta a la temperatura de nuestro cuerpo, y actúa ablandándose frente al calor, y endureciéndose frente al frío. Al ser la espuma viscoelástica, un material utilizado principalmente para recubrir las capas exteriores de los colchones, estos pueden presentar diferentes tipos de núcleo, como muelles o espuma. Para utilizar como cama diaria, no elijas tu colchón con una densidad muy baja.

En cuanto al precio, suelen ser más económicos que los colchones de látex, y su importe también depende de los modelos y tipos de núcleo que presenten. La espuma viscoelástica es un material que se usa principalmente en las capas superiores del colchón para aportar ese grado de confort tan agradable.

cómo elegir un colchón

– Colchones de espumación HR

Son los colchones cuyo núcleo ofrece una densidad superior a los 25 kg por metro cúbico. Y presentan características de buena resistencia o capacidad de volver a su estado natural tras recibir una determinada presión, siendo colchones sin muelles. 

Como ya hemos comentado anteriormente, una mayor densidad supone una resistencia superior al paso del tiempo. Presentando una adecuada adaptabilidad pero manteniendo también una buena firmeza. Este tipo de colchones perfilados y con un grosor máximo de 20 cm, son ideales para bases articuladas. Se desaconseja su uso si eres caluroso al dormir. Principalmente porque aumenta la sensación de temperatura. Es importante utilizar somier de láminas para favorecer la transpiración de estos colchones. Sobre todo en zonas húmedas y cálidas. Este tipo de colchones requiere de volteo periódico cada dos o tres meses.

 

 

Y ahora que ya te hemos mostrado 9 cosas que debes tener en cuenta para saber cuál es el mejor colchón para descansar. Empieza hoy mismo a disfrutar de un descanso profundo gracias a nuestro colchón. Descubre sus distintas características para saber cuál es el mejor colchón para descansar según tus preferencias, puedes visitar nuestra página.

Las cookies nos permiten ofrecer servicios personalizados. Si continúas navegando aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más info: política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
×
Hola, ¿Te podemos ayudar?